×

¿Qué pasa si un perro come comida de gato?

¿Qué pasa si un perro come comida de gato?

Hay una escena bien conocida de la película Tiburón donde su personaje, Richard Dreyfuss, abre el vientre de un tiburón y saca ciertos elementos inopinados, incluyendo una placa de matrícula de Luisiana. Como saben ciertos dueños de mascotas y todos y cada uno de los veterinarios, probablemente una radiografía del estómago de un perro genere desenlaces espectaculares. Al paso que ciertos perros tienen la posibilidad de intentar comer prácticamente cualquier cosa, una cosa que semeja tener una fuerte atracción para bastantes perros de una pluralidad de etnias es la comida para gatos. Los alimentos para perros y gatos tienen la posibilidad de parecer bastante afines en la área, pero existen algunas diferencias esenciales. Los gatos son carnívoros obligados, lo que quiere decir que tienen que comer carne como fuente primordial de alimento, al paso que los perros son omnívoros y precisan una dieta con mucho más fibra de la que puede proveer una dieta rigurosamente carnívora. No obstante, asimismo hay carne en la comida para perros, entonces, ¿por qué razón los perros ansían tanto la comida de sus amigos felinos? «Ya que los perros no tienen la posibilidad de decirnos por qué razón les agrada la comida para gatos», afirma Sharon Crowell-Davis, DVM, DACVB, maestra de la Capacitad de Medicina Veterinaria de la Facultad de Georgia, «y es bastante consistente para la mayor parte de los perros (verdaderamente les gusta mucho la comida para gatos ). !), voy a sospechar que es el mayor contenido de proteínas y el efecto que tiene sobre el gusto». La Dra. Crowell-Davis aun utiliza gominolas para gatos como incentivos para muchos de sus pacientes caninos conductuales pues las gominolas excitan a los perros chiquitos siempre y cuando «el perro los ame y el estómago del perro logre manejarlos y asista a motivar al perro a estudiar de qué manera hacerlos». se comporta como el dueño desea que lo lleve a cabo”, afirma ella. Pero dado que algo sepa bien no quiere decir que debamos comerlo en todo momento. La Dra. Crowell-Davis equipara la comida para gatos y perros con las galletas en humanos. “No es siempre lo destacado para nuestra dieta, y precisamente si no ingerimos solamente que pastel nos marchamos a enfermar bastante. Pero como un obsequio ocasional, no nos va a hacer ningún daño». Pero apunta que en ciertos perros, aun como un obsequio extraño, la comida para gatos puede crear problemas pues los perros no están diseñados para comer una dieta tan rica en proteínas. «Ciertos perros van a tener malestar estomacal (vómitos, diarrea) por comer comida para gatos, al paso que otros perros con un estómago mucho más fuerte tienen la posibilidad de tolerar la comida para gatos», afirma ella. “Si tu perro rompe la bolsa de comida para gatos, ¿matará al perro? De nada. Pero si tu perro devuelve o tiene diarrea, cerciórate de que no logre regresar a comer la comida para gatos, pues por supuesto es uno de esos perros cuyo sistema gastrointestinal tiene una reacción mal a la comida para gatos”.

Leer  ¿Qué come un gato bebe?

Aun si tu cachorro pertence a los que tienen una tripa de hierro, con el tiempo no es positivo que un perro coma comida que es primordialmente para gatos, afirma la Dra. Crowell-Davis. No está bien equilibrado para ellos en concepto de fibra, proteína y algunos nutrientes. Asimismo puede ser fuerte con su hígado y riñones al tener tanta proteína. No obstante, lo que es más esencial, es del revés: cerciórate de que tu gato no esté siendo alimentado con una dieta de comida para perros. «Hay 2 elementos fundamentales en la comida para gatos que no están en la comida para perros», afirma. «La taurina es un aminoácido que los perros tienen la posibilidad de generar en sus cuerpos, pero los gatos no, exactamente la misma el ácido araquidónico, que es un ácido graso que los gatos precisan». Para la seguridad y la salud de su mascota, limite la mayoría de la dieta de su mascota a alimentos que hayan sido producidos particularmente para su clase.

¿De qué manera eludir que el perro coma comida para gatos?

Unos fáciles consejos caseros para eludir que tu perro coma comida para gatos:

  • Alimentalo en distintas espacios: si es viable, procura que el perro como el gato tengan el sitio comer bien separados unos de otros, y supervisar que no se deje nada en el plato.
  • Pone la comida del gato en un espacio prominente: ya que los gatos tienen la posibilidad de saltar y escalar de manera fácil, es conveniente que tu comedero esté en un espacio prominente, de simple ingreso para ellos, pero irrealizable que el perro alcance el comedero del gato . .
  • Verifica que no queda nada en el plato: los perros acostumbran a comerse la ración entera, al paso que los gatos solo comen lo que precisan en el instante. Si el perro llegó a la comida para gatos, corrobora que no quede nada a fin de que no tenga ninguna oportunidad.
Leer  ¿¿Cuándo hay que castrar a un gato?

¿Qué le pasa a mi perro?

Primero debemos comprender que el gato no es un perro pequeño: hay factores en su fisiología y anatomía que son absolutamente distintas. Esto quiere decir que los requerimientos alimenticias no son iguales. Lo que los dueños no en todos los casos comprenden, en verdad en ocasiones no tienen la posibilidad de comprender, es que los gatos y los perros no solo tienen pretensiones alimenticias distintas entre sí, sino asimismo tienen pretensiones alimenticias distintas a las de los humanos.

Esto quiere decir que hay una razón por la que los regímenes comerciales para perros y gatos tienen formulaciones distintas. Todo esto quiere decir que el perro no debe comer la comida para gatos.

Publicar comentario

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies